26.8 C
Ciudad Mante
lunes, julio 22, 2024

Cuéntame una historia

- Advertisement -spot_img

Debes leer esto

- Advertisement -spot_img

Cuando mataron en Mante al más grande beisbolista de Puerto Rico

Cada página del archivo del periódico El Eco del Mante es una mirada al pasado, con noticias que reflejan el acontecer diario de una ciudad y su gente. Así iniciamos esta sección, con sucesos guardados en la memoria de este periódico que cumple el 25 de abril 85 años de fundación.

Por Manuel Núñez

Es el 27 diciembre de 1952. Han pasado algunos días de la navidad, pero todavía se vive, en esta ciudad, el ambiente festivo de esas fechas. Al hotel Mante llegó Hiram Bithorn (1916 Puerto Rico) procedente de Estados Unidos, para pasar la noche y continuar su viaje a la ciudad de México para pasar el fin de año con su mamá María Sosa.

Venía fatigado del viaje desde Chicago a bordo de un automóvil Buick modelo 1944. Acaba de retirarse del beisbol profesional a donde llegó en 1942, con los Cubs de Chicago y se convirtió en el primer boricua en participar en un equipo de las Grandes Ligas. 

Al día siguiente, un poco repuesto, deja el Hotel para reanudar su viaje con la esperanza de pasar de fin de año con su familia. En la calle Guerrero e Hidalgo, el Oficial de Policía Ambrosio Castillo Cano le hace el alto para solicitarle la documentación del ostentoso vehículo.

El uniformado le pareció sospechoso el extranjero y lo llevó a la Comandancia de Policía para interrogarlo. 

El día de los hechos EL ECO DEL MANTE publicó a 8 columnas: “Misterioso Portiriqueño fue herido mortalmente por un policía en la Avenida Juárez”

La nota completa.

Hoy a las 2.30 de la tarde, frente al Banco Mercantil de Tampico, S. A., Sucursal Man te. cayó mortalmente herido de un disparo de arma de fuego, un individuo procedente de Puerto Rico a manos del Cabo Habilitado Ambrosio Castillo Cano.

De los informes que a este respecto logramos obtener en el lugar de los hechos, se sabe que Idan Bifon Sosa fue aprendido esta mañana por el comandante de Policía cuando en actitud sospechosa se le sorprendió tripulando un carro del cual no tenia la menor documentación, cuando el policía le llamó la atención se opuso a ser remitido a la cárcel y ya cuando se le iba a internar en uno de los separos, Sosa dando un fuerte aventón al carcelero que pretendía encerrarlo para lograr escapara.

“Ambrosio Castillo fue la persona comisionada para llevar a Sosa al autobús Flecha Roja, diciendo este que iba a México para traer la documentación respectiva, pero al llegar al Banco de Tampico con una grande maleta dio fuerte golpe al Policía que le hizo rodar por tierra, poco después se abalanzó a desarmarlo por lo que este en el suelo donde se encontraba, desenfundó su pistola 45 haciendo un disparo que penetró en el abdomen de Bifon Sosa, haciendo rodar por el suelo. 

Por su propia confesión se trataba de un peligroso comunista.

Cuando Sosa estaba en la plancha de operaciones de la Botica Hinojosa, declaró que a él lo habían mandado los comunistas y que nos y acordaba de nada. Además, estuvo rezando y pidiendo que no lo mandaran a Nuevo Laredo porque de ahí se había fugado, después de los disparos que le hicieron algunos policías de ese lugar.

“En la mañana, según refiere Fidel Garza, Bifon al ser detenido, el comandante le quiso recoger unas misteriosas pastillas rojas que en el mano tenía, pero este sin hacer caso, se las tragó, al poco rato sus ojos desorbitados brillaban y debido a su estado físico (150 kilos aproximadamente de peso) la policía prefirió no arrimarse.

Con la rapidez que el caso ameritaba, después de haber sido atendido en la Botica Hinojosa, al herido se le trasladó al Hospital del Ingenio del Mante para ser sometido a una pronta operación.  La bala le penetró en el costado izquierdo a la altura de la bolsa de su saco gris, apreciándose la entrada del impacto. Su estado es sumamente grave, pues tiene perforado el vientre”.

En 2016, recibí un correo electrónico del buen amigo Roberto Guzmán Quintero, hermano de Ubaldo y de otros distinguidos mantenses. Palabras más palabras menos, me dijo que un periodista de Puerto Rico estaba escribiendo un libro sobre Hiram Bithorn Sosa, para que me pusiera en contacto a fin de incluir en ese libro, la reseña periodística de EL ECO DEL MANTE, de esos sucesos.

Lo hice, y le mandé al periodista Jorge Fidel López Vélez, las ediciones de nuestro periódico sobre el desafortunado suceso. Me dijo que el libro será publicado en el centenario del natalicio de Hiram Bithorn, el primer beisbolista de Puerto Rico en jugar en Grandes Ligas de Estados Unidos.

El principal estadio de Beisbol de aquel país lleva su nombre y la estatua monumental la inauguró su Mamá en 17 de noviembre de 1963.

En el libro “Sobre la vida de Hiram Bithorn” el periodista Fidel López sostiene que el móvil de la detención a manos de la policía mantense, fue el lujoso automóvil Buick, en el que se paseó algunos días el comandante de Policía antes de ser detenido y sentenciado el 2 de octubre de 1952 a ocho años de prisión por el homicidio. El automóvil fue entregado por las autoridades aduanales el 21 de junio de 1952 a la señora María Angelica Bithorn, hermana de la víctima, con la condición de que lo sacara del país inmediatamente.

“Irónicamente en México Bithorn no era otra cosa que un turista que intento venderle su carro a Castillo Cano, porque no tenía dinero para continuar su viaje y, en la discusión, el policía lo asesinó”.

El dueño del hotel Mante confesaría -sigue escribiendo Fidel López- el Sr. Garza le había pedido que le informara de la llegada de cualquier extranjero con un buen vehículo, pues él quería comprar un carro a buen precio. Esto a pesar de que el sueldo de un policía era muy bajo y jamás lo suficiente como para comprar un auto carro en efectivo”.

 

More articles

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisement -spot_img

Las ultimas

- Advertisement -spot_img